Reflexología Podal

Antiguo método terapéutico que busca restablecer el equilibrio de la energía corporal a través del masaje en los pies.

La reflexología podal es un antiguo método terapéutico que busca restablecer el equilibrio de la energía corporal a través del masaje en los pies. Aunque el auge de su popularidad en occidente se ha producido en los últimos 40 años ya los antiguos egipcios conocían los beneficios y el placer que brinda.

Esta terapia basa su tratamiento en la planta de los pies, estimulando desde allí a los puntos nerviosos que activan o sedan todos los órganos vitales y, por consiguiente, todas las funciones del cuerpo humano.
Este trabajo de presión en los pies puede ayudar tanto a prevenir diferentes síntomas y dolencias, como a conseguir un equilibrio físico y mental.

Beneficios de la Reflexología Podal

Es relajante

Alivia el estrés

Activa la circulación sanguínea.

Afloja las contracturas.

Mejora el sueño.

Activa el sistema inmunológico.

Favorece mecanismos de limpieza del organismo.

Alivia dolores del pie y otras zonas.

Moviliza viejas estructuras y malos hábitos.

Desbloquea problemas energéticos.